Un proceso de furries para el inversionista.